28 febrero, 2016 Admin OI

SUPERVIVENCIA | CAPÍTULO 6

Un cazador caza para sobrevivir. Yo cazo por la misma razón. Sobrevivir a un mundo y o país llamado Españistan,  que cada vez se parece más un espectáculo de circo y que poco a poco se va pudriendo por el incesante incremento de borreguísimo social de cultura que lo habita.

Pero no solo hay que sobrevivir en un mundo de locos, hay que sobrevivir a la rutina que nos mantiene presos en los quehaceres diarios, a la desmotivación, a la desidia y las diversas movidas que te puede generar apatía un día a día cualquiera.

FOTO-1Una vez leí a una psicóloga que comentaba que el mero hecho de vivir no era fácil. Millones de decisiones que tomamos diariamente, mensualmente o cada x años hacen de la vida un camino lleno de obstáculos. Vivimos para tomar decisiones  y una vez tomada la decisión debatimos sobre si hemos actuado bien o mal. Sobrevivir al día a día es demasiado estresado. Yo me sacudo el estrés cazando atardeceres, amaneceres o simplemente fotografiando los haces de luz que dejan los coches a su paso. Es mi medicina contra la rutina diaria, contra mis propias movidas, contra el asqueo de todo y una manera de pensar o contribuir a que si quizás podemos plasmar en una fotografía algo que llame la atención, algo bello, algo ordinario para hacerlo extraordinario,  podamos conseguir hacer que este mundo no sea tan asqueroso y sea un poco más atractivo para nosotros y para las generaciones futuras.

FOTO-2No obstante hay enemigos muy poderosos que son aliados de la apatía diaria. Para mí el peor de ellos es la pereza. La pereza me ha tenido preso durante estos meses y por eso no había rastro del cazador nocturno en la jungla Zaragoza. Puedo poner muchas escusas sobre dicha ausencia, pero sería engañarme a mí mismo y a todos. Siempre he dicho que las escusas son para mediocres. Mediocres que protestan día tras día sobre el vacío que encuentran en su día pero que  no hacen nada para revertir la situación. Mediocres que hablan o sugieren que este país debe cambiar pero prefieren invertir su tiempo en ver telecirco y cualquiera de sus programas basura. Mediocres que llegan a casa y en lugar de coger la cámara como droga motivacional, se quedan delante del ordenador viendo chorradas por internet; esa es mi mediocridad favorita.

No estoy diciendo que ver la tv sea de mediocres, mis valores no valen nada de nada y a lo mejor el mediocre soy yo por creer que capto (supuestamente) bonitas fotos cuando en realidad son de la misma materia prima que “Sálvame”. Hablo de que cada uno encuentre su mediocridad para sobrellevar una vida de la mejor manera posible.

FOTO-3Pero no solo a través de la fotografía podemos rebelarnos contra la rutina. Hay muchas maneras y cada uno tiene que encontrar ese “cazador” que lleva dentro para poder sobrevivir de la mejor manera posible al devenir de los hechos que diariamente sacuden nuestra vida diaria.

Yo solo sé que no sé nada, pero que salir a hacer fotos me pone las pilas para afrontar el día a día. Y si mientras editas las fotos escuchas alguna canción triste de “Los planetas” y te pones una cervecita fría pues entonces la vida si que merece la pena.

FOTO-4

 

ÁLVARO JULIÁN MOÑUX

Tagged: , , , , ,